La manifestación es contra los planes del gobierno nacionalista de reestructurar la institución y dejarla casi sin financiación estatal.