El presidente estadounidense negoció a contrarreloj para llegar un acuerdo con la oposición demócrata -que pasará a controlar la cámara baja- que ponga fin al cierre parcial de su gobierno en su día número 12.